Nota Por:

Alberto Regueiro y Bernarda Muñoz

El mundo taurino se encuentra  nuevamente consternada por el sensible fallecimiento del matador de toros Miguel Espinosa “Armillita Chico” en su natal Aguascalientes a los 59 años. Las causas de su muerte aún no se saben, pero se sabe que en últimas fechas padecía de problemas cardiacos.

Un hombre de carisma espectacular tanto en el ruedo como fuera de él.

Miguel Espinosa Menéndez nació el 29 de septiembre de 1958. Hizo su debut como novillero en Jiquilpan, Michoacán, el 16 de noviembre de 1975, en esa tarde alternó con Javier Tapia “El Cala” y Miguel Munguia “El Inspirado” con novillos de Armillita Hermanos.

Tomó la alternativa en la plaza “Santa María” de Querétaro el 26 de noviembre de 1977, así que estaba por cumplir 40 años de este suceso. Se la dio Manolo Martínez, en presencia de Eloy Cavazos y José Mari Manzanares, con toros de Javier Garfias.

Confirmó su alternativa el 18 de febrero de 1979 en la Plaza Monumental de manos de Mariano Ramos y como testigo Pedro Moya “El Niño de la Capea” con el toro “Jarabe” de Jaral de Peñas. En cuanto a su confirmación en Madrid fue el 25 de mayo de 1983 teniendo como padrino a Manolo Vázquez y como testigo a José Mari Manzanares con el toro “Piconero” de Gabriel Rojas.

El 26 de marzo de 1995 Miguel toreó la llamada corrida Inolvidable, donde cortó un rabo a “Vidriero” de la ganadería De Santiago un berrendo castaño, junto con Manolo Mejía , quien cortó dos apéndices en uno de regalo, Arturo Gilio y Federico Pizarro, también cortaron un rabo.

Recibió una grave herida en el cuello  por un palitroque, que puso en peligro su vida en un festival en Madrid, dejó una huella imborrable, gracias a su calidad, sobretodo toreando con la mano izquierda.

Una verdadera figura del Toreo, que incluso con los banderillas prendía a el conclave, donde se presentaba, triunfaba.

Toreó su corrida mil en la Monumental Plaza México el 4 de febrero de 1996, alternando con el madrileño José Miguel Arroyo “Joselito” y Fernando Ochoa, quien así confirmó su alternativa, en la lidia de ganado de Begoña.

Se retiró de la profesión en el coso Monumental de la ciudad de Aguascalientes el 1 de mayo de 2005, siendo su último toro llamado “Muletero de Oro” de Begoña.

En 2009, el 6 de diciembre, volvió a vestir de luces para reaparecer en la Monumental Plaza México y así confirmarle el doctorado a su amigo Cayetano Rivera Ordóñez con el testimonio de Octavio García “El Payo”.

Dos rabos logró cortar en el ruedo de la Monumental Plaza México, el primero de ellos el 4 de mayo de 1986 al toro “Tenor” de Begoña. Y el otro, el 26 de marzo 1995, al astado “Vidriero” de De Santiago.

El cuerpo del maestro Miguel Espinosa Menéndez “Armillita Chico” será velado en la agencia funeraria de Jardines Eternos de la ciudad de Aguascalientes y este martes 7 de noviembre se oficiará una misa de cuerpo presente en la Catedral y luego un homenaje se le rendirá en el ruedo del coso “San Marcos”. Descanse en paz.

Bernarda Muñoz y Alberto Regueiro lamentan su partida y les deseamos a toda su familia una pronta resignación, sin dejar de mencionar que de las familias de mayor jerarquía en la tauromaquia a nivel mundial. Es una verdadera pérdida para el Mundo Taurino.