Es justamente en el día fuerte de la afamada y relevante Feria Nacional de Zacatecas 2017, este viernes 8 de septiembre en que se celebra el CDLXXI aniversario de la fundación de la ciudad capital, cuando todo se encuentra listo y dispuesto para que se lleve a cabo la primera de las cinco corridas de toros de este serial taurino en su bello coso Monumental de cantera rosa y con capacidad para 12 mil 500 espectadores.

Tal y como lo ha venido haciendo durante varios años con buen tino y mucha visión de éxito, la empresa “Zacatecas, Tierra de Toros”, la que encabezan los señores Manuel Sescosse Varela y Juan Enríquez Rivera, presentó desde finales de julio pasado las combinaciones para los festejos taurinos, además de toda una serie de eventos culturales, todo en homenaje a la memoria del célebre “Monstruo de Córdoba”, Manuel Rodríguez Sánchez “Manolete” a 100 años de su natalicio y a 70 de aquella fatídica tarde de Linares.

De esta manera, el cartel con el que se abren las fiestas nacionales zacatecanas este viernes 8 de septiembre a partir de las 17:00 horas lo componen el rejoneador potosino Jorge Hernández Gárate y, a pie, los espadas, el queretano Octavio García “El Payo” y los aquicalidenses Juan Pablo Sánchez y Luis David Adame, quienes habrán de lidiar un encierro procedente del rancho San Cirilo, donde está enclavada la ganadería de Los Encinos, con divisa en verde, rosa y azul, propiedad de don Eduardo Martínez Urquidi, vecino del municipio de Pedro Escobedo.

Como se verá, el cartel inaugural del serial mayor Zacatecas no tiene desperdicio puesto que en el mismo están puestos toreros triunfadores del coso Monumental, tales como los de Hernández Gárate, “El Payo” y Juan Pablo.

En tanto, por el lado de Luis David, éste viene a hacer su debut en el mencionado ruedo haciendo una pausa en su más que importante campaña 2017 en cosos europeos.

Y del ganado a lidiarse, sin duda, es de una de las dehesas que actualmente gozan de un gran cartel por la garantía que ofrece su buena crianza y presencia en beneficio del espectáculo, de ahí que por todos estos elementos se espere una gran entrada en los tendidos del inmueble taurino zacatecano. ¡Que Dios reparta suerte!